Hospital Severo Ochoa

Los pacientes renales del Severo Ochoa ya pueden controlar su diálisis con una tarjeta

El Sistema Therapy Monitor registra el peso del paciente, su tratamiento médico y las incidencias. Permite crear una base de datos para reajustar y personalizar los tratamientos

El Servicio de Nefrología del Hospital Universitario Severo Ochoa acaba de incorporar un novedoso sistema informático que dispone de una tarjeta individualizada para que pacientes renales y personal sanitario puedan controlar de manera más segura y en tiempo real el proceso de hemodiálisis. Además, el Sistema Therapy Monitor muestra las tres últimas sesiones de diálisis para comparar la evolución del paciente.

El director general de Coordinación de la Asistencia Sanitaria de la Comunidad de Madrid, César Pascual, ha podido comprobar cómo funciona este nuevo sistema. A cada paciente se le entrega una tarjeta personalizada del tamaño de una tarjeta de crédito que sirve de acceso al monitor de diálisis y también a un ordenador en el que se registra y se guarda toda la información de sus sesiones de hemodiálisis. Primero, se introduce esta tarjeta en la báscula que sirve para medir el peso del paciente y luego se vuelcan los datos en el ordenador de la sala donde se realiza la sesión de diálisis. A continuación, el enfermero inserta la tarjeta del paciente en su monitor de hemodiálisis y confirma por duplicado toda la información relativa a sus datos personales.

Una vez realizada esta operación de registro y confirmación, se pasan todos los datos de la sesión que se va a llevar a cabo al monitor de hemodiálisis: peso seco, peso prediálisis, diferencia de peso, índice de ultrafiltración por hora, tensión arterial, tratamiento médico que debe administrarse y posibles incidencias. Cuando finaliza la sesión, se extrae la tarjeta del monitor y se introduce en el lector de tarjeta de la báscula. En palabras de César Pascual, “este sistema permite intervenir sobre el estado clínico del paciente para modificar o ajustar el tratamiento. Además, también facilita la creación de una base de datos que al cabo de unos meses ofrece información sobre los pacientes con la que realizar análisis predictivos e ir reajustando y personalizando los tratamientos”.

Mayor seguridad

Con el Sistema Therapy Monitor, tanto médicos como enfermeros pueden seguir en tiempo real la evolución de la sesión de hemodiálisis y controlar las diferentes incidencias que puedan producirse. “Esta importante novedad aporta mayor seguridad tanto para el paciente como para el personal sanitario”, como explica el jefe de Nefrología del Hospital Severo Ochoa, Juan Carlos Herrero Berrón. Además, permite visualizar las últimas tres sesiones de diálisis para comparar la evolución que ha habido.

Diálisis en el hospital

La diálisis es un proceso por el cual se eliminan las toxinas y el líquido que el paciente no puede expulsar a través de la orina. En el Hospital Severo Ochoa hay actualmente 122 pacientes que se someten a hemodiálisis de tres a seis veces por semana en sesiones que duran tres, cuatro o cinco horas cada una. Asimismo, otros 24 pacientes realizan diálisis domiciliaria, la mayoría con cicladoras que funcionan por la noche y que permiten al paciente trabajar o llevar una vida normalizada.

El Hospital Severo Ochoa cuenta con 33 puestos de hemodiálisis en los que trabajan 8 facultativos, 3 residentes que están realizando la especialidad en nefrología, 26 enfermeros y 14 auxiliares de enfermería.

68 views

Deja tu comentario

Deja un comentario

cool good eh love2 cute confused notgood numb disgusting fail