Fútbol | El Leganés recupera el pulso en Valencia (1-1)

0

El Lega ha conseguido su primer punto en esta Liga. Lo ha hecho gracias a un gol de Óscar Rodríguez, después de que el árbitro señalase un penalti muy dudoso que transformó Parejo. En la segunda parte supo sufrir y pudo amarrar un resultado muy valioso.

Han tenido que pasar 5 jornadas, pero por fin el Leganés ha conseguido puntuar en Liga, nada menos que en un campo tan complicado como Mestalla. El conjunto pepinero combinó momentos de buen juego con destacadas actuaciones defensivas; un partido muy serio en definitiva, y con el que los pepineros dejan atrás la parte más dura del calendario.

Después del plan fallido de la semana pasada, Pellegrino ha vuelto a su habitual esquema con 5 defensas. Esta vez lo ha hecho con Ruibal en banda derecha (Rosales sigue tocado), a lo que hay que sumar la titularidad de Recio y Carrillo, que hasta el momento solo habían salido desde el banquillo.

Al igual que contra el Villarreal, el Lega demostró personalidad de inicio y salió dispuesto a no dejarse maniatar por los valencianistas. El Leganés conseguía dar forma a algunas de las mejores posesiones del equipo hasta la fecha, gracias a la movilidad de Braithwaite y especialmente a las buenas intervenciones de Recio, que hacía de cable conductor entre Rubén Pérez y los delanteros.

La primera ocasión estuvo en la cabeza de Siovas en el minuto 6, por medio de un saque de esquina. Los pepineros fueron en tromba al primer palo para dejar solo de manera muy inteligente al central griego en el segundo palo; sin embargo, no pudo darle con suficiente fuerza y la bola llegó mansa a Cillessen.

Soriano volvió a ser titular por ausencia de Cuéllar. Fuente: LaLiga.

Rápida reacción después de un gol muy discutido

Una vez más, los errores volvían a hacer mella al Leganés, y en esta ocasión el protagonista negativo fue Rubén Pérez. Rodrigo Moreno consiguió irse en carrera tras recortar a Siovas, y acabó en el suelo por la carga del capitán del Lega. Parecía poco más que eso, una carga legal, pero la jugada concluyó en penalti ante la impasividad del VAR y la incredulidad de los visitantes. Parejo, un auténtico especialista desde los 11 metros, resolvió con maestría.

El Lega no le perdió la cara al encuentro en ningún momento e hizo todo lo posible por volver a traer la igualada al marcador. La más peligrosa la tuvo Óscar, con una falta en la frontal que chocó violentamente con el poste. Más tarde fue Braithwaite, de nuevo de córner, el que cabezeaba solo e incomprensiblemente mal frente al portero.

El premio acabó por llegar en el 35’. Siovas recibió de espaldas en el área rival, la aguantó como si de un auténtico pívot de baloncesto se tratase, remató como pudo a la media vuelta, el balón rebotó en Carrillo, salió despedido hacia Óscar y este fusiló sin piedad al primer palo. 

La celebración del Leganés fue comedida: la sensación era la de que Carrillo estaba en fuera de juego, y los jugadores ya parecen curados en salud ante tanta desdicha. Pero el VAR entró, autorizó y reconoció un gol más que merecido. El Valencia apenas reaccionó tímidamente, y ambos conjuntos se pospusieron acabar sus deberes en una segunda parte que se presentaba abierta y emocionante.

El Lega duerme el partido en la segunda parte

La segunda mitad tomaría un rumbo muy distinto. El Leganés se echó varios metros atrás, temeroso de perder un punto que ya no podía permitirse dejar en el camino. El Valencia, como no podía ser de otra forma, asumió la comandancia del encuentro, empujado por los suyos.

El Lega, sin embargo, se mantuvo muy entero en todo momento y desbarataba todas las acometidas de los blanquinegros. Guedes y Rodrigo fabricaban poco más que aproximaciones, intentonas que de ningún modo estremecían a una defensa que, ahora sí, se mostraba segura y sin equivocaciones.

Rodrigo Moreno, muy activo en el día de hoy. Fuente: LaLiga.

De todos modos, los pepineros aún tendrían que sufrir para salir vivos de Mestalla. Los valencinistas se abalanzaron sobre la portería del Lega, y para colmo, Siovas se lesionó a falta de 20 minutos para el final.

Si a alguien va a tener que agradecer Pellegrino el empate, además de a Óscar, ese es Bustinza. Garay cazó de volea un balón que Soriano dejó suelto en el área, y el central del Lega firmó una acción defensiva extraordinaria, lanzándose con todo a por el esférico, con los brazos bien pegados al cuerpo, y evitando así que el balón se colara en la portería.

La última del Valencia sería un pase raso de Ferrán que por muy poco no encontró rematador. Los valencianistas, aunque siguieron intentándolo, no volvieron a acercarse a la portería, y el Leganés aún pudo conseguir la victoria con un tiro en el área de Kevin Rodrigues en el último minuto.


DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí