La Comunidad de Madrid envía a los centros educativos instrucciones para organizar la vuelta a la actividad presencial

Publicidad - Continúe navegando

La Comunidad de Madrid ha facilitado a los centros educativos las directrices para la vuelta a la actividad en las clases. Se recuerda la importancia de garantizar la distancia social de 2 metros con las condiciones que el centro determine.

Tras la reunión del Consejero con los agentes de educación, la Comunidad de Madrid ha enviado a los centros educativos instrucciones para organizar la vuelta a las clases presenciales de los alumnos de 2o de Bachillerato, de manera voluntaria, para recibir clases de refuerzo. El Ejecutivo madrileño continua a la espera de la respuesta del Ministerio de Sanidad a esta petición, que permitiría a estos alumnos, desde el próximo lunes 1 de junio, realizar un repaso del curso antes de los exámenes finales ordinarios y hasta que se celebre la EBAU (Evaluación de Bachillerato para el Acceso a la Universidad).

Lo mismo sucede con aquellos alumnos en los que la Consejería de Educación ha detectado que han tenido una especial dificultad en los estudios a distancia, ya sea por carencia de medios tecnológicos o por tener necesidades especiales del aprendizaje. En este caso, y si el Ministerio de Sanidad accede a la petición del Gobierno madrileño, se van a desarrollar tutorías y clases voluntarias en grupos reducidos, previa cita de los alumnos o sus familias, con el objeto de reducir las potenciales diferencias educativas que puedan haber surgido. Esta medida sería para alumnos de Primaria, Secundaria y Bachillerato, aunque los alumnos de Primaria continuarían más allá del 8 de junio.

Otras noticias - Sigue leyendo


 

En esta vuelta a las clases presenciales, los centros tendrán que tener en cuenta la voluntariedad de los alumnos para asistir y la distancia social a guardar, que deberá ser de dos metros. Además, dispondrán de autonomía para la organización de estas sesiones en función de sus características: asistencia alterna, semigrupos paralelos, distribución de alumnos, reordenación de horarios dentro del horario establecido, turnos, entradas y salidas escalonadas. Asimismo, podrán reorganizar el horario de las sesiones y el número de sesiones diarias, el número de sesiones por asignatura y la organización de periodos de recreo, así como otras medidas que consideren adecuadas. Y aunque desde la Consejería se ha anunciado que se contratarán 600 profesores, los trabajadores califican la cifra de escasa pues calculan que necesitarían 1.600 profesionales.

Recomendaciones de Sanidad

Los centros educativos deberán adoptar las medidas de prevención e higiene dictadas por el Ministerio de Sanidad, unas directrices que, para cumplirlas, tanto sindicatos como el Consejo de Directores de Madrid reclaman más personal. Sobre todo, de limpieza y sanitario. «Lo ideal sería tener un DUE en cada colegio», coinciden. En cuanto a la prevención, el alumnados y los profesores que presenten síntomas no podrán acudir, mientras que los que sean población de riesgo tendrán que tener un cuadro clínico controlado para poder reincorporarse.

Y es que, el protocolo remitido pide tener atención a las medidas de higiene. En este sentido, los centros colocarán dispensadores de gel desinfectante en aquellas clases que no tengan lavabo para lavado de manos con agua y jabón, y se realizará una limpieza y desinfección de las instalaciones al menos una vez al día, reforzándola en aquellos espacios que lo precisen. Asimismo, se pondrá especial atención a las zonas de uso común y a las superficies de contacto más frecuentes, como pomos de puertas, mesas, muebles, pasamanos, suelos, teléfonos, perchas y otros elementos. Los baños y aseos se limpiarán adecuadamente, al menos tres veces al día, mientras que en todos ellos habrá dispensadores de jabón y papel disponible para el secado de manos, o en su defecto gel hidroalcohólico, debiendo los alumnos lavarse cuidadosamente las manos cada vez que hagan uso del aseo.

- Publicidad Continúe leyendo -

Related Posts

En el caso de que un estudiante inicie síntomas o estos sean detectados por personal del centro durante su jornada escolar, se le llevará a un espacio separado, elegido previamente, que cuente con ventilación adecuada. Además, se avisará a la familia para que contacte con su centro de salud o con el teléfono de referencia de la comunidad autónoma para que se evalúe su caso.

Escuelas infantiles se reincorporarán en la fase 3

La reincorporación a las clases presenciales en las escuelas infantiles se producirá una vez que la Comunidad entre en la Fase 3 de desescalada. Será de manera voluntaria y siempre que se cumplan todas las garantías sanitarias, cuando los alumnos de primer ciclo de Educación infantil (de 0 a 3 años) cuyos progenitores deban trabajar fuera de casa. Para ello, estos deberán acreditar, según se les indique desde el centro, la justificación de la imposibilidad de realizar su trabajo a distancia. Esta restricción desaparecerá cuando dejen de estar en vigor las fases y siempre que las condiciones sanitarias lo permitan.

En esta etapa se mantendrá el mismo horario que antes de la suspensión de la actividad presencial, y la ratio será como máximo del 50% por cada grupo de edad. En el caso de superar la ratio máxima establecida y completar dicho aforo, el centro deberá adoptar las medidas organizativas dentro de su autonomía pedagógica y de gestión. 

- Publicidad Continúe leyendo -

Únete a la suscripción
Recibe el boletín de noticias cada lunes en tu correo electrónico, comentar, servicio de hemeroteca, completamente gratis

Noticias relacionadas
Suscribir a
Notificar a
0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios
Destacada
Ahora en portada
Este contenido pertenece a Leganés Activo. No se permite la copia ni la reproducción parcial o total sin permiso.