Historia de Leganés: Los jardines de Federico García Lorca

Publicidad - Continúe navegando

Leganés cuenta con muchos y bellos rincones olvidados que merecen ser redescubiertos. Los jardines de Federico García Lorca son sólo una muestra de ellos. Ubicados en el barrio de La Fortuna, sólo los encontramos mencionados en el listado de parques y jardines de la web del Ayuntamiento. 

En esta web municipal podemos encontrar algunos detalles sobre la ubicación y la extensión (algo más de diez mil metros cuadrados) de dichos jardines, sin embargo, la información más interesante la podemos encontrar en la web del Museo de Escultura de Leganés, así como en el post realizado por el Abuelo O’Hara en su blog y del que vamos a reproducir parte.

«El escultor jienense Miguel Piñar (Jódar – 1965), estudió Ingeniero Agrónomo en Ciudad Real, y posteriormente se especializó en paisajismo urbajo. Desde 1993 vive en Madrid y trabaja en Leganés. Destacan sus intervenciones, en acondicionamientos de tipo urbanístico, medioambiental y paisajístico. Sus obras están concebidas como obras de carácter simbólico«, reza en la web del Museo de Escultura de Leganés

«Solo con la ayuda del personal administrativo de la Junta Municipal de La Fortuna pude llegar a localizar su nombre y a partir de ahí traeros a estas páginas este encantador rincón olvidado, con algunas fotografías que ya sí estarán en la red de redes para futuras consultas, como antes llegaron las visitas a otros ‘Parques de Leganés’«, lamenta el Abuelo O’Hara.

En dichos jardines se encuentran varias esculturas de Miguel Piñar, como el ‘Monumento a la Solidaridad’, también conocido como ‘El Peine’ (2010), ubicado entre las calles de San Pedro y San Luis, muy cerca del parque Serafín Díaz Antón y Parque Líneal del arroyo Butarque, frente a los cuales se ubican estos jardines.

Otras noticias - Sigue leyendo


 

Este emplazamiento también cuenta con un mirador que preside el parque y desde el cual se pueden observar algunas de las esculturas que colonizan los jardines, como la Fuente de la Fortuna o la escultura homenaje a Federico García Lorca, todas ellas forjadas de la mano de Miguel Piñar, autor también del ‘Dragón Volador’ ubicado en la entrada de San Nicasio. Las tres esculturas pasaron a manos del Ayuntamiento de LEganés en 1998.

«Podemos sentarnos en su mirador y desde allí ver pasar el día, o la noche, como en un espectáculo ver el sol pasar de este a oeste y soñar. Federico García Lorca (1898 – 1936), poeta y dramaturgo español por todos conocido y para muchos de nosotros una caricia a todo lo que tiene vida, merece no solo estos jardines, sino su difusión como espacio público con encanto y misterio suficientes para llamar nuestra atención y parar a visitarlo cualquiera de las veces que a cientos pasamos a su lado sin saberlo«, cierra el Abuelo O’Hara.

Este enclave no es el único homenaje que Leganés ha realizado a Federico García Lorca pues un colegio público del barrio El Carrascal, conocido durante algunos años por la celebración de las ‘24 horas del deporte, lleva su nombre.

Foto: Abuelo O’Hara

- Publicidad Continúe leyendo -

Únete a la suscripción
Recibe el boletín de noticias cada lunes en tu correo electrónico, comentar, servicio de hemeroteca, completamente gratis

Noticias relacionadas
Suscribir a
Notificar a
0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios
Destacada
Ahora en portada
Este contenido pertenece a Leganés Activo. No se permite la copia ni la reproducción parcial o total sin permiso.