Empleados protestan en Leganés por las condiciones de trabajo en las residencias de mayores

0
protesta residencia aralia leganes

Decenas de personas se han concentrado en las puertas de las residencia de mayores Parque de los Frailes. Familiares, residentes y trabajadores reclaman un aumento en el personal.

Decenas trabajadores, residentes y familiares de la residencia de mayores Parque de los Frailes de Leganés han salido a las puertas del centro para protestar por las malas condiciones que les impiden realizar una buena labor en su trabajo. La primera de ellas es la falta de personal suficiente para atender a todos los residentes internos en el centro. «No somos esclavos, somos trabajadores», ha sido el grito más repetido.

Residentes y familiares han decidido en esta ocasión arropar a los trabajadores del centro en su reclamación de más personal. «La empresa dice que está cumpliendo los ratios de horas trabajadas pero no es verdad, faltan trabajadores», asegura Fernando, delegado sindical de CCOO y cocinero del centro.

«Todos sabemos que la palabra ratio de personal significa que 1 trabajador tiene que levantar o acostar a un número X de residentes, grandes dependientes. Ese número X, es tan elevado que es imposible tratar a nuestros familiares como se merecen».

Comunicado de los empleados de la residencia Parque de los Frailes

Actualmente, la legislación determina un ratio de horas trabajadas anuales, el cual «si todos los trabajadores están en activo se cumple, pero en el momento en el que hay alguna baja no, y como en todo los trabajos, las hay», explica. La cocina, donde no hay un ratio estipulado por ley, es un ejemplo de esta falta de personal ahora mismo «hay 3 personajes de baja de 7», lo que hace que solo haya un cocinero y un pinche por turno algo que para realizar más de 200 menús con servicios a mesa «es insuficiente».

Los trabajadores se encontraban en la protesta con el apoyo de los partidos ULEG, Podemos Leganés, PSOE y Más Madrid-Leganemos, además de decenas familiares, con los que actualmente tienen una buena sintonía y compenetración. «Mi mujer tiene Alzheimer y desde que cogió Aralia la gestión son reclamaciones constantes», asegura un miembro de la protesta. Tantos familiares como trabajadores coinciden en que «se debe duplicar el personal» ya que los trabajadores se sienten «muy quemados e impotentes».

Además de las protestas por el personal, lo asistentes también reclaman mayor inversión en materiales y mejoras en la residencia. «Nosotros cocinamos de la mejor manera que sabemos y lo hacemos bien… pero la materia prima es la que me dan», ejemplifica Fernando. En este sentido, los familiares y empleados reclaman más materiales como guantes, ropa de cama o sillas de ruedas.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí