Fútbol | Óscar Rodríguez levanta un desamor de Mallorca

Publicidad - Continúe navegando

El Mallorca-Leganés ha dejado un empate (1-1) de escaso valor en la pugna por la permanencia, pero que aun así hizo vibrar a la parroquia pepinera. Óscar Rodríguez resucitó a unos madrileños que durante más de una hora parecían sepultar sus aspiraciones.

De nuevo a balón parado, de nuevo Óscar Rodríguez. El ’27’ del CD Leganés reapareció en el momento oportuno y en el lugar oportuno para rascar un empate frente al RCD Mallorca (1-1) que de poco sirve para alcanzar la salvación. El conjunto pepinero avistó una derrota crítica durante más de una hora de juego a causa de un nuevo gol en el primer remate recibido, en esta ocasión de Salva Sevilla, aguando el debut de Toni Amor al frente del banquillo.

La cita en el Visit Mallorca Estadi ni mucho menos se presentaba como una tarde de visita normal en la isla. Mallorca y Leganés se jugaban mucho más que tres puntos en 90 minutos. Con ambos conjuntos inmersos en los puestos de descenso a Segunda División, ganar suponía el alivio de acercarse al objetivo de la salvación además de dejar muy tocado a un rival directísimo, algo que nadie consiguió. Sobre esta tesitura, los locales golpearon primero aprovechando las malas costumbres de unos pepineros reincidentes, pero no contaron con la figura de Óscar Rodríguez para amarrar la victoria.

Otras noticias - Sigue leyendo


 

Déjà vu para los leganenses en los primeros minutos. Como viene siendo tradición desde que quedara reanudada LaLiga tras el estado de alarma, los blanquiazules salieron entonados, dejando sobre el campo los primeros acercamientos prometedores, pero teniendo que jugar a contracorriente tras el primer disparo rival. Una falta cometida al límite del área de Cuéllar precipitó los malos augurios en el estreno de Toni Amor al frente del banquillo.

Salva Sevilla tiró de pillería en el libre directo para adelantar a los bermellones lanzando por debajo de la barrera. La alerta para los visitantes también se tornó en bermellona, quedando estancados en el último puesto de la clasificación y a cinco puntos de la salvación con este resultado. Precisamente los mallorquinistas iban a ser los grandes beneficiados de la jornada, cogiendo aire dentro de su situación crítica sacando la cabeza del descenso.

Related Posts

A diferencia de los últimos precedentes, el Leganés no se demoró en firmar una respuesta capaz de amenazar con el empate. La permanencia se escapaba, remontar era una obligación y los pepineros se dejaron ver en campo contrario más que de costumbre, llevando la manija del juego. De las botas de Amadou salió la ocasión más clara de la primera mitad, un remate seco con la zurda desde la frontal que se estrelló en la cruceta de la portería de Reina tras rozar en un defensor. Sin demasiada continuidad, los leganenses pegados al televisor en una nueva jornada a puerta cerrada también estuvieron a punto de celebrar dos claras tentativas de Omeruo y Carrillo.

- Publicidad Continúe leyendo -

La buena imagen general, sin embargo, necesitaba una marcha más para ampliar las vidas del Leganés en una tarde esencial para sus aspiraciones. Esta dosis pareció llegar con las primeras sustituciones, donde Toni Amor sacó la artillería pesada del banquillo. Bryan Gil, Roque Mesa y Guerrero se sumaron a los atacantes ya existentes en un órdago de libro que embotelló en pequeños tramos al Mallorca, asumiendo a su vez los riesgos de dejar la retaguardia más destapada que nunca.

Del barro al éxtasis en minutos

Sobre este papel el Lega creó y la tuvo a placer tras una gran jugada en la que Assalé encontró por bajo a Carrillo. Pero con todo a favor y de manera difícil de explicar, al argentino se topó a bocajarro con Reina, autor de una mano providencial que ni siquiera dio lugar a segundas acciones. El Lega comenzaba a cavar su propia fosa desperdiciando oportunidades de oro cuando el héroe de la temporada acudió al rescate de nuevo.

Óscar Rodríguez, quizás en la ofensiva menos proclive a terminar en gol, terminó embocando. Sublime latigazo del madrileño a balón parado para perforar la meta local con una brutalidad que se incluirá en todos los recopilatorios de la jornada y que realista a los suyos en una pelea en el barro de la que se alejó momentáneamente. El Leganés mantiene la plaza de colista con 24 puntos, aunque a dos del Mallorca y a tres de la salvación.

Ficha técnica:

-Alineaciones:

RCD Mallorca: Pozo, Sedlar, Valjent, Fran Gámez; Baba, Salva Sevilla (Sastre, min. 82); Kubo (Señé, min. 82), Dani Rodríguez (Xisco Campos, min. 51), Cucho Hernández (Lago Júnior, min. 68); y Budimir (Abdón Prats, min. 68).

- Publicidad Continúe leyendo -

CD Leganés: Cuéllar; Ruibal (Bryan Gil, min. 56), Bustinza, Awaziem (Rosales, min. 81), Omeruo, Kevin Rodrigues; Assalé (Avilés, min. 81), Amadou (Guerrero, min. 62), Rubén Pérez (Roque Mesa, min. 56), Óscar Rodríguez; y Carrillo.

-Goles:

1-0, Salva Sevilla (min. 9).

1-1, Óscar Rodríguez (min. 87).

-Árbitro: Mateu Lahoz (comité valenciano). Amonestó Dani Rodríguez (min. 49, Budimir (min. 59) y Lago Júnior (min. 79) por parte del RCD Mallorca y a Carrillo (min. 2), Amadou (min. 35), Kevin Rodrigues (min. 48), Roque Mesa (min. 67), Óscar Rodríguez (min. 76) y Rosales (min. 90+) por parte del CD Leganés.

Únete a la suscripción
Recibe el boletín de noticias cada lunes en tu correo electrónico, comentar, servicio de hemeroteca, completamente gratis

Noticias relacionadas
Suscribir a
Notificar a
0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios
Destacada
Ahora en portada
Este contenido pertenece a Leganés Activo. No se permite la copia ni la reproducción parcial o total sin permiso.