Remite la quinta ola de coronavirus y Leganés es el municipio del sur de Madrid con menor incidencia

Hemos llegado al principio del fin. O al menos eso dicen los datos de contagio. Después de dos meses de subida incontrolada del número de casos, los contagios han vuelto a estabilizarse. Esta semana en Leganés se han registrado 286,74 casos por cada 100.000 habitantes, lo que supone un registro similar al del año pasado en esta semana. Sin embargo, mientras que el año pasado coincidía con el inicio de una segunda ola, este año se trata de la remisión de la quinta.

Leganés ha liderado esta semana semana los datos de caída. Nuestra ciudad vuelve a estar por debajo del umbral de los 300 casos por cada 100.000 habitantes, la única que lo está de los grandes municipios de la zona sur. Móstoles, Pinto y Alcorcón rondan los 320 casos por cada 100.000 habitantes mientras que Fuenlabrada y Getafe se sitúan cerca de los 402. Parla, por su parte, supera los 589 casos por cada 100.000 habitantes.

De este modo, la incidencia ha perdido fuerza en este mes en toda la región. En la Comunidad de Madrid ha caído en un 50% pasando en las últimas semanas de 1.332 casos por cada 100 habitantes a poco menos de 500. Una muy buena noticia que se está reflejando también en los hospitales: este sábado había 1.224 pacientes en los hospitales, un 13% menos que el mes anterior, mientras que en las UCIS había, 348, un 25% menos.

Situación de las zonas básicas de Leganés

En lo referente a Leganés, hemos podido comprobar que la bajada se ha notado en todas las zonas básicas. A excepción de Marie Curie y María Jesús Hereza, el resto de zonas básicas siguen un claro patrón de caída de sus contagios. Una evolución lógica ante el aumento de los vacunados y la reducción de la movilidad conforme va avanzando el verano.

Estas tres últimas zonas han bajado el número de contagios, sí, pero de una forma más leve. No obstante no cabe duda de que continuarán con la misma tendencia de caída.

Cabe destacar sobre todo la zona de Leganés Norte, que ha abandonado el riesgo extremo. Y es que ha reducido en casi un 50% su incidencia acumulada en apenas una semana, colocándose cerca de los 300 casos por cada 100.000 habitantes.

Ante los datos, los expertos alertan de que no hay que confiarse. Y es que se trata de la octava vez que Leganés se encuentra en este punto de la gráfica. Si continuamos con las normas de seguridad, esta ocasión podría ser la definitiva y volver a niveles de contagio del confinamiento.