Bandera del pueblo chileno mapuche. Foto: Lito Lizana

“No puede ser que olvidemos lo que pasó en nuestros países”, ha asegurado Llorente. “Tenemos que ser optimistas y seguir trabajando para no caer en las redes de los extremistas, de aquellos que quieren poner en duda y en jaque la democracia”

El PSOE de Leganés ha organizado un acto homenaje a la figura de Salvador Allende. Como cada año, el 11 de septiembre la agrupación socialista rememora al expresidente chileno, asesinado en un golpe de Estado, en 1973. Un acto con la presencia de la Asociación de chilenos y chilenas de España Violeta Parra y la Asociación Derechos Humanos Francisco AEDO.

“Es imprescindible que los jóvenes sepan qué paso en septiembre de 1973 y cómo funciona el mundo”, ha asegurado el alcalde y secretario general del PSOE, Santiago Llorente. En su intervención, ha calificado el golpe de Estado en Chile de “complot internacional”. “Hubo un complot en el que participaron muchísimos países con el único objetivo de que la izquierda no progresara en el conjunto de América Latina, y seguir manteniendo estructuras de opresión en diferentes pueblos”.

En un discurso en el que ha ensalzado la necesidad de conocer nuestro pasado para no repetirlo, el secretario general ha hecho paralelismos entre la historia de Chile y la española. “Resulta curioso que estemos ensalzando la figura de Allende”, apuntaba. Sobre todo, cuando “nosotros no hacemos ese esfuerzo de recuerdo de lo que pasó el 18 de julio de 1936 aquí en España. Ni recordamos al presidente de la República, Manuel Azaña, ni hacemos ningún acto de recuerdo a los presidentes y ministros de la Guerra Civil”, añadía.

“Hemos optado históricamente por olvidar ese 18 de julio de 1936 en el que también hubo un golpe de Estado, un golpe a la democracia. Hemos realizado otro tipo de celebraciones”.

Santiago Llorente, alcalde de Leganés.
Santiago Llorente en el acto en homenaje a Salvador Allende. Foto: Lito Lizana

“No puede ser que olvidemos lo que pasó en nuestros países”, defendía Llorente. Así, instaba a mantener viva la memoria de Allende y recordar qué fue lo que ocurrió tras el golpe de Estado asegurando que tras las cifras de las víctimas hay “una familia rota”. “Tenemos que ser optimistas y seguir trabajando para no caer en las redes de los extremistas, de aquellos que quieren poner en duda y en jaque la democracia”.

Una nueva Constitución en Chile

En la actualidad, Chile se encuentra en un proceso constitutivo participativo. “La situación social y política no ha cambiado nada”, aseguraba Erika Alaya, presidenta de la asociación Violeta Parra. En su intervención explicaba que, gracias a las protestas de 2019 comenzó este proceso: “Por primera vez en la historia de Chile se gesta una Constitución de acuerdo a la soberanía popular”.

Además, estuvieron presentes las Juventudes Socialistas de Leganés quienes recordaron el discurso de Allende en la Universidad de Guadalajara. Además, la música y la danza estuvo presente. Chega Gómez interpretó a la guitarra unos versos de Benedetti y ‘Todo cambio’ de Mercedes Sosa, coreado por el público. Alfonso Álvarez interpretaba por su parte ‘Ni toda la tierra’ de Isabel Parra y una elegía a Salvador Allende de Carlos Puebla.

El acto finalizó con la bailarina Norma Millán bailando una cueca. “Este baile tradicional se ha convertido en un símbolo de ir en pro de los derechos humanos”, destacaba. Tras ello se hizo una ofrenda floral a la estatua del presidente chileno.

Ofrenda floral a la estatua de Salvador Allende. Foto: Lito Lizana

Noticias relacionadas