Personas con autismo denuncian insultos en Leganés cuando salen a la calle

La cuarentena obligatoria incluye excepciones para personas con TEA (Trastorno del Espectro Autista). Los afectados, sin embargo, cuentan agravios y amenazas desde los balcones de Leganés al ejercer su derecho.

Publicidad

xxx

Los incluidos en el permiso excepcional para salir a la calle durante la cuarentena denuncian el trato vejatorio de algunos vecinos de Leganés. Son varios los padres de menores con autismo que han querido compartir su malestar por recibir intimidaciones, amenazas o insultos desde las ventanas mientras acompañaban a sus hijos a dar un paseo. Las instituciones insisten en que están autorizados por cuestiones de salud.

El estado de alarma establecido temporalmente en España a modo de prevención frente al coronavirus contempla numerosas restricciones a la hora de hacer actividades fuera de los domicilios. No obstante, la normativa también tiene en cuenta las necesidades especiales de personas con ciertos tipos de discapacidad o diagnosticados de TEA (Trastorno del Espectro Autista). En estos casos, romper el confinamiento es posible en periodos limitados siempre que se haga de manera responsable e incluso junto a un acompañante.

Desde los expertos médicos y desde el Gobierno se ha incidido en las graves consecuencias que puede tener la cuarentena en estos casos, razón por la que han dado luz verde a esta posibilidad. Los afectados cuentan con una tarjeta de discapacidad o un justificante de cara a las autoridades. Sin embargo, la evidencia no está resultando suficiente para algunos vecinos que quieren tomarse la justicia por su mano.

Related Posts

Por su parte, los destinatarios de las injurias han querido denunciar su situación mediante las redes sociales. En estas semanas delicadas por la pandemia del COVID-19, apelan al respeto mutuo para sobrellevar la situación.

Ante estos casos, los afectados invitan a hablar de manera civilizada o incluso avisar a las autoridades si piensan que están incumpliendo la ley. Los enfrentamientos verbales vividos hasta la fecha, según reflejan, podrían incluso empeorar el estado de las personas que padecen autismo y a quien resulta extremadamente complejo explicarles la situación. Los escenarios violentos o los ruidos fuertes está comprobado científicamente pueden alterarles. Ni siquiera los niños se han librado de estos desencuentros a viva voz.

Entre las particularidades de esta patología se encuentra la capacidad de sufrir altos grados de ansiedad durante la cuarentena, llegando incluso a poder producirse autolesiones en casa dependiendo del nivel de la afección. Las denuncias han llegado ya al Ayuntamiento de Leganés, que ha querido pronunciarse al respecto para concienciar a la ciudadanía de que conviven realidades diferentes en esta sociedad y por ello esta excepción. Instan, además, a que las personas con autismo vistan alguna prenda de color azul para que sea más fácil identificarles desde la distancia.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Última hora